Tu hogar está en tu corazón

Tu hogar está en tu corazoón

Tu hogar está en tu corazón.

Tu hogar lo forman  las emociones que sientes cuando estás en casa y las que te acompañan cuando estás fuera. No es solo un espacio, es un lugar en tu interior.

El lugar dónde viven los sentimientos , las personas que los habitan, la ropa que llevas puesta y la casa en la que vives.

Tu hogar no es sólo un espacio entre paredes.

 

Tu casa 

Necesitamos una casa con la que nos identifiquemos y la buscamos con diferentes expectativas. 

Es el lugar donde vamos a vivir y es importante empezar con sentimiento positivo. Tener en cuenta tus necesidades y tus preferencias es básico.

Recuerdo que cuando buscábamos casa, una de las cosas más importantes para nosotros fue que tuviese mucha luz, que entrase el sol la mayor parte del día. 

¡El sol es tan importante para mí!

Aquellos días, que también los hay, en que te sientes triste, la calidez del sol te devuelve la vida.

El sol es parte de la naturaleza y de nuestro paisaje mediterráneo. 

La luz también es parte esencial en decoración y en uno de mis estilos de decoración favoritos, el estilo escandinavo. Les encanta aprovechar al máximo la luz que entra en las casas y el color que la refleja, el blanco.

Creo que esto es también muy mediterráneo.

Sí, tu hogar está en tu corazón

Sin embargo, cuando piensas en  tu hogar lo que seguro que piensas es en el lugar donde está tu familia.

Las emociones y el amor que compartimos es lo que realmente componen nuestros hogares. Encontrar el espacio ideal es importante. Pero, es mucho más importante la persona o las personas que viven dentro.

Las personas y sus vidas son los verdaderos hogares. Tú hogar lo formarás tú, con tus personas, tus vivencias y  tus emociones.

Así,  el lugar que elijas será tuyo y te lo harás tuyo con cada emoción que sientas.

Los olores familiares, las voces de tus hijos, las risas de los momentos vividos son los que identificas con tu hogar.

Ese lugar en el que te sientes bien cuando te levantas y cuando te vas a dormir.

Mi lugar es  mi casa, mi hogar, al que llego y me aporta paz y el que añoro cuando estoy lejos.

Susanna Cots

El trabajo de  la diseñadora de interiores Susanna Cots  será todo un descubrimiento para las que no la conocéis.

Yo lo descubrí por pura casualidad, en una visita a una clínica dental. Me encantó el espacio, la luminosidad, el uso del blanco por todas partes y con un resultado acogedor.

El diseño y la comodidad lo inundan todo. 

Leyendo sobre sus proyectos descubrí que las emociones y la filosofía slow están en la base de todos sus diseños.

Sin duda, el interiorismo afecta a nuestra calidad de vida.

Susanna dice de sus diseños son «la expresión simple de pensamientos complejos» 

Entiende que el espacio está unido a las emociones y sus diseños siempre las tienen en cuenta.

Tu hogar está en tu corazón

 

Emociones

Es más fácil sentirse bien en un espacio que te acoge y que te llega al corazón. 

Muchos recordamos con nostalgia las casas de nuestra infancia. La casa de nuestra abuela o el lugar donde pasábamos las vacaciones de pequeños.

Olores, canciones, momentos que llenaron de emociones nuestros días y que nos han dejado una huella emocional.

Quizás sean los recuerdos idealizados de un tiempo pasado. Tal vez, el resultado de las emociones vividas que han dejado su huella en nuestro interior.

Sea como sea, son recuerdos de nuestro hogar.

Tú, ¿ qué piensas? ¿Crees que las emociones llenan nuestras casas? O, ¿puedes apartar las emociones del lugar en el que vives?

Yo, no puedo. 

¡Hasta pronto!

 

 

 

 

 

 

 

¡Hola! Soy María H. ¡Gracias por estar aquí!

Tal vez también te guste

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *